Noticias

10 películas para ver en Halloween

Nota por el 30/10/2017
 

Noche de brujas. Como sabemos que no te vas a disfrazas ni salir a pedir caramelos, decidimos regalarte una original lista de 10 películas para que te pongas a tono y pases un mal rato en tu casa. Por las dudas aclaro que cuando digo “original” me refiero a que los clásicos (léase Halloween) no van a formar parte del listado. Ahora sí, sin más preámbulos, apaguen las luces, traben las puertas y elijan el material de sus próximas pesadillas (?) Estas son las 10 películas para ver en Halloween

10 películas para ver en Halloween

It Follows (2014)

Esta oda al cine de terror norteamericano de los años ochenta, dirigida por David Robert Mitchell, nos presenta la historia de una joven que luego de un encuentro sexual es perseguida por una extraña fuerza sobrenatural que no descansará hasta atraparla. Haciendo uso de los elementos estéticos clásicos del cine al que homenajea, plantea una premisa sumamente original que de alguna manera subvierte la lógica del género, dando como resultado un slasher único, repleto de suspenso y efectivos sustos.

Clown (2014)

Dirigida por Jon Watts (director de Spider Man: Homecoming) y producida por Eli Roth, Clown cuenta la historia de un padre que ante la sorpresiva ausencia del payaso que debía animar la fiesta de cumpleaños de su hijo, decide disfrazarse y reemplazarlo. Gracias a su iniciativa la fiesta logro permanecer a flote y todos fueron felices, salvo por un pequeño detalle: el disfraz que utilizó parece no ser un disfraz, o al menos no uno normal, dado que se niega a desprenderse de su cuerpo. Clown es una aterradora y efectiva vuelta de tuerca al sobre-explotado uso de los payasos como figuras malignas en el cine de terror.

The Taking Of Deborah Logan

Lo que comienza siendo un documental que pretende seguir el deterioro físico y mental de una mujer con Alzheimer, se convierte en una verdadera pesadilla (como si la enfermedad ya no lo fuera) cuando las cosas toman un inesperado giro hacia algo más oscuro y horrible. Totalmente siniestra, tanto en el retrato de la enfermedad como en los toques sobrenaturales, esta película dirigida por Adam Robitel es un found footage interesante y fresco que merece una oportunidad.

Before I Wake (2016)

De Mike Flanagan (Ouija: El origen del mal, la cual recomiendo fervientemente pues, a diferencia de su predecesora, es una increíblemente ejecutada película de terror, totalmente alejada de los sustos baratos tan comunes hoy en día). Before I Wake es un relato muy original acerca de una pareja que adopta un niño cuyos sueños (y pesadillas) se manifiestan físicamente mientras duerme. Inteligente, tanto desde la dirección como desde el guion, Flanagan demuestra lo bien que le sienta el género, al mismo tiempo que cuenta una historia profunda y humana donde los personajes valen más que los sustos (lo cual, teniendo en cuenta su filmografía, parece ser su marca registrada).

Green Room (2015)

Dejamos de lado por un momento lo sobrenatural y nos adentramos en este visceral relato de horror y suspenso que es Green Room, donde una joven banda de Punk se ve obligada a sobrevivir luego de presenciar un asesinato en el camarin de un bar regenteado por un grupo de Neo Nazis. El director Jeremy Saulnier coordina esta batalla a muerte, llena de gore y tensión, demostrándonos que no hay peor monstruo que el hombre.

The Conspiracy (2012)

Dirigida por Christopher MacBride, The Conspiracy juega al falso documental de forma tan efectiva e inteligente que te hace recuperar la fe en este sub-genero tan bastardeado hoy en día. La primera mitad de esta película se desarrolla como un clásico documental acerca de teorías conspirativas, sin embargo todo se torna macabro cuando los protagonistas descubren una antigua y peligrosa sociedad secreta. Lo genial es la manera sumamente convincente en que aprovecharon el formato, y como desde ahí te llevan al perturbador y angustiante final.

Let The Right One In (2008)

Esta obra maestra de Thomas Alfredson retoma el mito del vampiro y lo sitúa en nuestros días. Fiel a los orígenes del mismo y a las obras que tanta popularidad le dieron, Let The Right One In nos cuenta la historia de un introvertido niño que conoce a una misteriosa joven con la que establecen una peculiar relación.

The Visit (2015)

M. Night Shyamalan volvió al ruedo luego de una seguidilla de películas para el olvido. The Visit es su mejor trabajo en años. Totalmente alejado del sistema de los grandes estudios Hollywoodenses y con un presupuesto mucho más acotado que el de sus últimos y fallidos proyectos, Shyamalan nos entrega este ingenioso relato acerca de dos hermanos que durante una visita a la casa de sus abuelos, experimentan perturbadoras situaciones, consecuencia del extraño comportamiento de estos. The Visit no solo es otro de los pocos ejemplos de un falso documental bien hecho, sino que ademas tiene la particularidad de que encara lo terrorífico, lo siniestro, desde la perspectiva de los niños; lo cual hace que el tono de la película se mantenga en un equilibrio perfecto entre el humor y el terror.

Hush (2016)

Mike Flanagan nuevamente se hace presente en esta lista, pero esta vez gracias a Hush (pueden hallarla en Netflix como Silencio). Una escritora que se encuentra recluida en una casa en medio del bosque, comienza a ser acechada por un misterioso y amenazante hombre enmascarado. Lo genial de esta cinta es que le agrega dos interesantes condimentos al subgénero conocido como home-invasion: por un lado, la protagonista es sordomuda (algo parecido a lo que propone Wait Until Dark, película de los años sesenta donde la protagonista es ciega y tiene que lidiar con un grupo de hombres que entran a su casa; o, sin ir mas lejos, la reciente y genial No Respires); y por el otro, el siniestro enmascarado prefiere permanecer fuera de la casa y torturar psíquicamente a su víctima.

La Bruja (2015)

La Bruja no puede faltar en esta lista. La opera prima de Robert Eggers es la película de terror más audaz de los últimos tiempos. El director tiene el valor de optar por asustarnos no por las cosas que nos muestra, sino por aquello que deja librado a la imaginación. Ejecutada con una precisión quirúrgica y una fotografía alucinante, genera un clima enervante y perturbador que te hace sentir incómodo durante todo el metraje. La ambigüedad con la que está contada esta macabra historia de una familia de Nueva Inglaterra del siglo XVIII que comienza a experimentar una serie de fenómenos sobrenaturales, la hace oscilar constantemente entre un drama crudamente sórdido y una película de género con todas las letras. Creo que la mejor forma de describirla es utilizando la frase de uno de los críticos que se puede leer en el trailer: “Se siente como que estamos viendo algo que no deberíamos ver”.

Si esta lista te resultó insuficiente o crees que dejamos afuera alguna, antes de insultarnos estás invitado a conocer nuestra lista de Las 10 mejores peliculas de terror de lo que va de la decada. A lo mejor, tu película favorita este allí.