Noticias

Alta Peli te dice: A jugar Shovel Knight

Nota por el 12/10/2017
 

De un tiempo a esta parte la “nostalgia” está en pleno auge. Películas, series y video juegos buscan en el baúl de los recuerdos material y traen a nuestra contemporaneidad elementos de aquellos años felices. Los resultados son dispares, tenemos joyas como Stranger Things, It o CupHead y otras no tan agraciadas que mejor no mencionar. Si se quedan leyendo, les voy a contar por qué tienen que jugar Shovel Knight.

Yacht Club Games es un estudio joven. Pese a llevar unos cuantos años en el mercado, hicieron su debut en consolas con Shovel Knight. El juego nos pone en la piel de un pequeño caballero armado con una gran pala. Su misión es rescatar a su doncella amada y destruir a la malvada hechicera que azota su reino. Hasta aquí, nada sorprendente ni novedoso, los gráficos y mecánicas tampoco son innovadores a primera vista, pero vayamos más profundo.

Shovel  Knight es un juego clásico de plataformas. Con gráficos que homenajean al pixel-art y los juegos de consolas de 8 bits. Cuenta con una historia típica y mecánicas súper conocidas. Entonces, ¿dónde está el atractivo? En la ejecución, claramente. El juego apunta a la nostalgia de los que peinamos nuestras primeras canas. Son evidentes las referencias a clásicos del NES, a la gloria de los 80. Ya al recorrer los primeros niveles podremos ver elementos de juegos tales como MegaMan, Super Mario Bros 3, Ducktales, Wonder Boy, Castlevania y varios más.

El diseño de mapas, los enemigos, los jefes y mini jefes, todo lo mejor de los 80 está ahí presente. Pero no es solo un copiar y pegar o un título puramente nostálgico. Aquí es donde empieza a crecer Shovel Knight, en brindar características atractivas a todos los jugadores. Los más grandes se sentirán embargados por la nostalgia, los más noveles encontrarán un título agradable de jugar y desafiante.

La nostalgia bien aplicada

Como ya dije antes, la mecánica de juego es simple. Clásica de los sidescrolls plataformeros de los 80. Pero el toque novedoso siempre está presente. Por ejemplo, no solo debemos apretar botones y saltar sobre nuestros enemigos, además de eso tenemos un sistema de progresión de niveles y habilidades que deberemos comprar dentro del juego. Para ello será fundamental recolectar todos las joyas y monedas, así como también explorar el mapa en busca de cofres escondidos y zonas secretas. Lo cual nos hará recorrer los niveles con mucha atención, o repetirlos más de una vez.

Los mapas están diseñados de manera artesanal y recrean las zonas clásicas de los juegos de plataformas. Islas volcánicas, playas, selvas, cementerios, ciudades y calabozos, son algunos de los ejemplos presentes. Además los mapas presentan un diseño lineal no-lineal, en donde podremos encontrar zonas secretas y rutas alternativas para avanzar en nuestra aventura.

El diseño de personajes está muy bien logrado, en especial “La Orden de los Caballeros Renegados” a los cuales deberemos enfrentar al final de cada nivel. Se observa una evidente influencia de MegaMan, los jefes son simplemente geniales, cada uno tiene sus habilidades particulares y su dificultad es progresiva, cada vez más duros y con más puntos de vida. También son de destacar los mini jefes, como ballenas gigantes y demás bichos raros.

“Jugar Shovel Knight es descubrir capa tras capa de complejidad”

Como señalamos al comienzo, bajo una capa de simpleza Shovel Knight esconde numerosas novedades, como el curioso nivel de riesgo-recompensa que tiene el juego: dentro de cada nivel hay repartidos los clásicos puntos de control de toda la vida, donde uno pasa, los activa, muere y vuelve a empezar desde el punto de control; en este juego podremos “romper” los checkpoints para obtener más recompensas, pero a riesgo de tener que comenzar todo el nivel en el caso de morir. Hay que marcar que la dificultad es medio-alta, aunque progresiva y las recompensas en monedas son muy necesarias, queda en el jugador tomar o no el riesgo.

Otra novedad es el toque RPG del juego, distintas habilidades de nuestro personaje se pueden mejorar, habilidades, armaduras, mención especial para las reliquias, que nos permiten usar poderes especiales como bolas de fuego gigantes, pero para poder usarlas deberemos comprarlas y luego afrontar el costo de maná que significa usarlas. La música merece mención especial, es simplemente excelente, la banda sonora acompaña el clima y temática del juego y nos sacará más de una sonrisa nostálgica. La misma puede adquirirse de forma independiente desde el sitio del desarrollador.

Diversión garantizada para todos los públicos

Jugar Shovel knight ocupará unas 7-8 horas para los jugadores más avezados, extendiéndose mucho más para aquellos que gusten de explorar todas las zonas o para los cazadores de logros, algunos son simplemente imposibles, además de un modo de juego “game+” con mayor dificultad dando como resultado una rejugabilidad elevada. La versión de Xbox ONE tiene un easter egg de Battletoads, que es simplemente épico. Sólo les voy a adelantar que está lleno de referencias a nuestros 3 queridos héroes. Los voy a dejar que lo descubran por sus propios medios. Además los DLC son gratuitos, así que siempre hay más para jugar Shovel Knight.

Como resumen, jugar Shovel Knight ofrece una experiencia nueva y fresca. Llena de nostalgia para los más grandes y colmada de diversión para los más jóvenes. Posee un diseño de niveles excelente, un novedoso sistema de dificultad flexible, una jugabilidad sólida, diseño de personajes memorable. Además de una banda sonora exquisita. Acá debería poner los aspectos negativos, pero simplemente no los tiene. Es una verdadera joya que no deberían dejar pasar.

Otros grandes juegos que tiene que jugar: Jotun y Virginia