Conectate con nosotros

Adaptaciones de Claudia Piñeiro: de crímenes y culpables

adaptaciones de claudia piñeiro

Cine

Adaptaciones de Claudia Piñeiro: de crímenes y culpables

Adaptaciones de Claudia Piñeiro: de crímenes y culpables

En materia de policiales, el cine argentino es más regla que excepción. Con algunos aciertos, y otros no tanto, hay una buena cantidad de adaptaciones de Claudia Piñeiro que trabajan el género detectivesco.

Claudia Piñeiro es una de las autoras argentinas más conocidas, con numerosas novelas y obras de teatro que han trascendido el pequeño ámbito literario. Hablando mal y pronto: sus novelas se venden como pan caliente. Incluso, muchas de ellas ya forman parte del canon curricular de las materias de secundaria.

adaptaciones de claudia piñeiro

Sus historias suelen incluir altos contenidos de sátira social y comedia negra, retratan las miserias de la clase media argentina, las falsedades de la clase alta y, frecuentemente, tienen a mujeres en el rol protagónico (todas de carácter tan fuerte como dominante).

Encontramos el ejemplo perfecto de estas marcas de autor en la fantástica Cuánto vale una heladera, su primera obra dramática publicada en 2004.

La protagonista (Claudia) pretende que la compañía de energía eléctrica le pague la heladera que se le quemó por una suba de tensión inesperada. El problema es que tienen mal agendado su nombre (en el sistema figura como “Pineiro” y no como “Piñeiro”), lo que lleva a todo tipo de delirios en aquella anticuada y burocrática empresa.

Las adaptaciones de Claudia Piñeiro

Si bien la autora ha abordado varios géneros literarios, es en el thriller policial donde encontró su mayor popularidad. Esto se debe, en gran parte, a la obsesión que tiene ella con la muerte y sus implicancias.

La muerte es una de mis obsesiones, se mete en mi escritura. Y en cuanto introduces una muerte violenta, un crimen, la historia se desplaza inevitablemente hacia lo policial”.

Las adaptaciones de Claudia Piñeiro que llegaron a la pantalla grande en la última década han cosechado éxitos importantes en el cine nacional. Repasamos cuáles son en orden cronológico.

Las Viudas de los Jueves (Marcelo Piñeyro, 2009)

La primera película basada en una novela de Piñeiro, escrita en 2005, sorprendió inicialmente por su elenco tan numeroso como notable (a excepción de la pobre Juana Viale, que era… difícil… entonces y lo sigue siendo ahora). Ernesto Alterio, Gloria Carrá, Leo Sbaraglia y hasta Pablo Echarri estaban impecables.

El relato se mete de lleno en la intimidad de un barrio privado en Buenos Aires (un tema al que se volvería en Betibú). Entre enormes jardines y piletas climatizadas, una mañana aparecen tres cadáveres flotando. El hallazgo conmueve a los vecinos del country, quienes prefieren creer que se trató de un trágico accidente.

Cocinada a fuego lento y funcionando como un episodio dramático de Desperate Housewives, la película va exponiendo vidas insatisfechas y oscuras. Es una interesante crítica a la sociedad de clase alta que tuvo un éxito comercial importante en su estreno.  Pese a que competía con El secreto de sus ojos, fue la segunda más vista de aquel año.

Betibú (Miguel Cohan, 2014)

Las adaptaciones de Claudia Piñeiro continuaron en 2014 con el estreno de Betibú (basada en la novela escrita en 2011). Mercedes Morán destaca como una reportera involucrada en un homicidio dentro del country “La Maravillosa”.

Coincidentemente, Cohan supo ser asistente de dirección de Marcelo Piñeyro, el director de Las Viudas de los Jueves. Con algunos recursos que nos llevan a pensar en el cine yanqui de los setenta (quizás recordando a Brian de Palma), esta es la película más prolija de la lista.

Betibú explora cambios sociológicos y laborales, amistades y pactos, poderes visibles e invisibles pero actuantes en un estado generalizado de corrupción. Se trata de un gran homenaje al policial clásico, con personajes bien construidos y un intrigante misterio cuya resolución cumple con las expectativas generadas.

Si bien no se manejan niveles de ambigüedad tan altos como en Tesis sobre un homicidio (2012) o La Cordillera (2017), el film no se preocupa por brindarnos las conclusiones servidas en una bandeja. El director entrega suficientes piezas al espectador para terminar de armar la historia por sí solo, como un participante activo del misterio.

Tuya (Edgardo González Amer, 2015)

Y de la mejor pasamos directamente a la más flojita. Estamos ante otro de los famosos casos donde el libro es muy superior a su adaptación.

Tuya sigue los puntos de la novela con mucha precisión hasta un final donde hay un cambio más o menos leve. El problema es que un calcado tan riguroso no queda del todo bien cuando el material fuente está contado prácticamente en primera persona. Es muy difícil no caer en la molesta voz en off o representar correctamente las cavilaciones internas de los protagonistas.

La historia explora un ingenioso giro argumental de la novela negra. Inés Pereyra (Andrea Pietra) es un ama de casa que descubre la infidelidad de su esposo (Jorge Marrale). Una noche lo sigue hacia uno de sus encuentros fortuitos y acaba presenciando cómo él mata a su amante en un desafortunado accidente. En lugar de entregarlo a las autoridades, decide encubrirlo y ayudarlo a tapar las pruebas.

En la novela, por detrás de la trama policial (que es interesante en sí misma) hay un trasfondo sarcástico de la visión distorsionada que tienen muchas parejas sobre lo que es y lo que debería ser el matrimonio. Se ponen en juego mecanismos sociales como el engaño y el embarazo adolescente.

Tuya - adaptaciones de Claudia Piñeiro adaptaciones de claudia piñeiro

Tuya – Adaptaciones de Claudia Piñeiro

En otras palabras, la novela maneja cierto nivel de complejidad que la vuelve inteligente además de atractiva. En comparación, la película concebida por el director Edgardo González Amer es bastante mediocre.

El problema no pasa por los bajos valores de producción ni las actuaciones telenovelescas (otra vez Juanita Viale…) sino por el forzado guion que modifica elementos actitudinales fundamentales de los personajes. Realicé un análisis literario de Tuya (el libro) en esta nota.

Las Grietas de Jara (Nicolás Gil Lavedra, 2018)

La más reciente entre las adaptaciones de Claudia Piñeiro (hasta ahora) es la obra protagonizada por Oscar Martínez, Joaquín Furriel y Soledad Villamil. Elencazo, ¿no? Lástima que no pareció alcanzar.

Leonor llega al estudio de arquitectura Borla y Asociados buscando a un tal Nelson Jara, pero nadie en la empresa conoce ese nombre. Por supuesto: todos mienten. La verdad comienza a desenredarse a través de una serie de recuerdos. El nerviosismo va en aumento a medida que la pregunta “¿qué pasó con Nelson Jara?” se torna cada vez más peligrosa.

Con un guion policial decente aunque sencillo, Las Grietas de Jara no deslumbró. Tal vez por eso no llegó a entrar ni al top de las 10 películas más vistas de 2018 (un año que tuvo grandes éxitos de taquilla nacional como Mi obra maestra y El amor menos pensado).


Estas son las adaptaciones de Claudia Piñeiro hasta ahora. ¿Cuál es tu favorita?

Click para comentar

Deja un comentario

Más en Cine

Trending

Arriba