Conectate con nosotros

Alta Peli

Personajes y los problemas de derechos en Hollywood

Cine

Personajes y los problemas de derechos en Hollywood

Personajes y los problemas de derechos en Hollywood

No terminamos de recuperarnos de la separación de Miley Cyrus y Liam Hemsworth cuando se dio a conocer otra terrible noticia: Sony rompería el contrato que tenía con Marvel para que Spider-Man forme parte del MCU. Tras una fallida negociación (en la que Disney intentó aumentar su porción de ganancias en la venta de merchandising), Sony se paró de mano y le dijo al gigante que lleva años queriendo recuperar los derechos de todos los personajes Marvel: «conmigo no será tan fácil». Analicemos qué pasa alrededor de este tema de personajes y los problemas de derechos en Hollywood.

Personajes y los problemas de derechos en Hollywood

Once upon a time… in New York

Corrían los años cuarenta y una pequeña empresa llamada Timely Publications comenzaba a hacerse un nombre en la industria de los comics. Los años pasaban, y la empresa prosperaba. Llegaron los 60, Hitchcock estrenaba Psicosis y los Beatles se pusieron de moda. Esa pequeña compañía ahora era conocida como Marvel, y uno de los creadores de la misma, un tal Stan Lee, creyó que era buena idea otorgar alguna de las licencias de sus personajes, para que estos tuvieran sus series televisivas.

Así, los superhéroes de esta casa empezaban a llegar al mundo audiovisual con series como El Increíble Hulk (1978).

Toda esta aparente prosperidad comenzó a peligrar en la década de los 90. Mientras Céline Dion daba su salto a la fama, Marvel se encontraba al borde de la bancarrota.

Sin entrar en mucho detalle de lo ocurrido, pues es intrascendente para el motivo que nos reúne hoy aquí, querido lector, solo mencionaremos que muchos acusan de este suceso a Ron Perelman, un accionista que compró la compañía y comenzó a realizar infructuosos negocios con las lineas de comics.

Para sacar a flote la compañía, comienzan a otorgar licencias de sus personas a empresas con el fin de que estas creen merchandising de sus personajes. Pero también deciden otorgarle estos permisos a productoras, como Universal, Fox y Sony, quienes pensaban que sería una buena inversión poder en algún momento crear adaptaciones cinematográficas.

Es así como llegan a nuestras pantallas y nuestros corazones las primeras incursiones cinematográficas de X-Men y Spider-Man. Con el éxito creciente de estas (aunque en ese entonces no era ni la décima parte de lo que son hoy en día), Marvel se empieza a interesar por los ingresos que genera y quiere llevarse un mayor porcentaje de ellos. Es por eso que allí, por agosto de 1996, cuando Tom Holland tenía apenas un mes de vida, crean Marvel Studios y comienzan los planes para producir sus propias películas.

derechos superheroes marvel

En estas licitaciones de derechos que había realizado Marvel incluyeron una clausula clave: si los personajes no eran utilizados en alguna producción audiovisual dentro de un determinado tiempo, ellos podrían recuperar los derechos (por culpa de esto existe la versión de Los cuatro fantásticos estrenada en 2015). Gracias a ella también, en 2005, obtuvo los derechos sobre las adaptaciones de Iron Man que poseía New Line Cinema. Lo mismo ocurrió con Hulk (estaba en manos de Universal Studios). Con Tony Stark de nuevo en sus manos, plantan lo que fue la semilla del éxito: la primer película de Iron Man.

Compraré los necesarios para salvar esta compañía 

Hagamos un salto en esta historia. Marvel continuó expandiéndose, Marvel Studios está dentro del grupo Marvel Entertainment.

Corre el año 2009, Tom Holland tiene 13 años y ya está dando sus primeros pasos en el mundo del entretenimiento aunque sin llegar aún a Hollywood. Mientras tanto, Disney adquiere Marvel Entertaiment.

Sabemos que desde hace años Disney viene queriendo poseer todos los derechos cinematográficos de las películas Marvel. Deseo que fue creciendo a la par del éxito de las películas del MCU, llevándolo al punto tal de -cual Christian Grey- comprar la compañía que no le quiso vender los derechos como ocurrió con Fox.

Repasemos un poco esa historia: Fox era propietaria de los derechos de X-Men, una de las sagas más exitosas de superheéroes Marvel fuera del UCM, y de otras que no han tenido tanta suerte en la pantalla grande como Los cuatro fantásticos. Disney necesitaba tener esos derechos, o al menos llegar a un acuerdo para introducir dichos personajes en sus historias y crear una de las tantas películas aclamadas por los fans: los crossovers.

Spider-Man vuelve a casa… de visita

tom holland spiderman 2020

Los éxitos parecían no tener fin, y la ambición tampoco.

Luego de años de intentos fallidos, Disney logra un acuerdo que festeja el mundo entero: Sony coproduciría las películas de Peter Parker, permitiendo que este ingrese al tan deseado UCM. Adiós Andrew, hola Tom. Éxito tras éxito aparecen Zendaya, i dont wanna go mr Stark, ¿Venom?

Llegamos al 2019, Spidey no solo es un suceso entre los Avengers sino que ademas lo es con sus películas individuales. La última nos regala una de las escenas postcreditos más geniales que hemos visto, y nuestro hype vuela por las nubes. Pero la felicidad dura poco: el gigante insaciable con orejas de ratón quiso agrandar su porcentaje de ganancias en la venta de merchandising… y Sony se rehusó. Pone así fin a esta hermosa relación que tantas alegrías nos trajo.

Un Spider-Man sin Marvel

lo derecho de spiderman

La introducción del arácnido en el MCU, y el auge de esos superhéroes, generó el éxito que Sony no pudo lograr con sus anteriores arañitas. Esta versión del popular personaje de comics ya tiene su lugar instalado, y podría servirle a Sony para contar muchas de las conocidas y no tan conocidas historias que aun no se han llevado a la pantalla y que no involucran a ningún avenger.

A nivel narrativo, el más perjudicado sería un UCM que se encaminaba a coronar a Peter Parker como el sucesor de Iron Man.

El minuto a minuto de Disney y Sony

Cuando se supo que Sony había dicho NO a las negociaciones que Disney sugería, las especulaciones aun estaban en el aire; pero con el correr de los días todo parecía mostrar que el divorcio era definitivo. Llegaron las declaraciones de Holland, quien agradecía los años en Marvel y anunciaba que el personaje continuaría. Kevin Feige por su parte también nos daba un tweet de despedida.

Pero recientemente comenzaron a circular más noticias: Sony continua la batalla. Según se cuenta, quiere que Spider-Man aparezca en la nueva Venom, además de poder utilizar algunos de los personajes Marvel en sus producciones (como Nick Fury y Sam Wilson, recientemente ascendido a Capitán América tras los acontecimientos en Endgame).

Personajes y los problemas de derechos en Hollywood: otros casos

Mickey Mouse, el ratón evasor

El icónico personaje debería estar en dominio publico desde hace tiempo. Es decir, debido a la cantidad de años que han pasado desde el fallecimiento de su autor, los derechos intelectuales pasan a ser propiedad de la humanidad y cualquiera puede utilizarlos para realizar adaptaciones, como ocurre con Sherlock Holmes.

Estos derechos deberían haber sido liberados en 1984, pero desde entonces Disney ha presionado al Congreso para que realice modificaciones que le permitan seguir manteniendo a su simpático amiguito en sus manos. El panorama actual dice que los derechos deberían liberarse en 2023, peeeeeeeero, hay una condición: es que los derechos que se liberarían serían los del corto animado Steamboat Willie. Es decir, cualquier nueva creación debería ser realizada bajo esa versión de la apariencia de Mickey.

Además, no debemos olvidar lo que hemos aprendido hoy: por un lado se encuentran los derechos sobre el personaje, y por otro los derechos de marca (razón que causa la disputa Sony/Disney). La compañía que todo lo compra, seguirá siendo la única autorizada a comercializar sus productos y películas ya existentes.

No todo es Disney (al menos por ahora)

Las batallas legales sobre personajes y los problemas de derechos en Hollywood, también se dan en otros lugares. En 2017, los herederos de Tolkien demandaron a Warner por utilizar sin su autorización la imagen de los personajes de El Señor de los anillos en la industria digital.

Según declaraciones de Warner, y tras una batalla legal de cinco años en la que los herederos le exigían a la compañía un resarcimiento de unos 80 millones de dólares, se anunció que las partes habían llegando a un acuerdo, del cual nunca supimos los detalles.

¿Qué nos deparará el futuro? ¿Derivará esto en que Disney quiera comprar Sony para terminar con sus problemas? ¿Sony será la empresa que le ponga un límite a la empresa de Mickey Mouse? ¿Con qué otros personajes y los problemas de derechos en Hollywood nos encontraremos? Sin dudas, hay escenarios que ni Dr. Strange podría vaticinar. Estaremos atentos.

Click para comentar

Deja un comentario

Más en Cine

Trending

Arriba