Series
0 comentarios

Disney vs Netflix: la guerra de las plataformas

Nota por el25/08/2017
 

Salvo que vivan en un termo, habrán escuchado algo sobre la empresa del ratoncito queriendo crear su propia plataforma digital para independizarse de cierto gigante del streaming. ¿Qué implica esta lucha Disney vs Netflix?¿Qué contenidos desaparecerán de este segundo para instalarse en la nueva plataforma del primero? Les podemos asegurar que esto es un lío y estamos todos pendientes de las decisiones que se tomarán a continuación, pues la lucha entre estas dos potencias es constante: ninguna quiere perder espectadores al dividir contenidos. La guerra ha comenzado.

disney vs netflix

Esta grieta es algo que se veía venir: el contrato entre ambas empresas vence en 2019 (justo el año en que Disney inaugura su parte temático de Star Wars… ¿casualidad?), sumado a que el negocio del streaming de cine y series fue ganando terreno de a poco hasta convertirse en todo un peligro para la TV.

Disney afirmó que en un futuro retiraría sus contenidos de Netflix (empezando en los Estados Unidos), a fin de incorporarlos a su futura plataforma propia, que se especula puede llegar a tiempo para contar con las bombas de Toy Story 4, Frozen 2 y la nueva versión de El Rey León.

Era cuestión de tiempo ver a Disney dejar de trabajar mano a mano con Netflix y empezar a lucrar por sí sola con el streaming digital, pues contenidos originales NO LE FALTAN, y eso lo sabemos bien.

¿¡Alguien, por favor, quiere pensar en nuestros bolsillos!?

Porque parece que dependiendo qué queramos ver, tendremos que contratar un servicio, el otro, o ambos si no nos decidimos.

Ahora algunos dirán “¿qué me importa que saquen los contenidos para niños si ni los miro?” Bueno, debería importar no solo porque alguien debe pensar en los niños, sino porque la empresa del difunto Walt es dueña de Marvel, LucasFilm, ABC, Pixar y ESPN. Si Disney decide retirar TODO para subirlo a su propia plataforma, Netflix perdería una inmensa cantidad de contenido, sin hablar de los tanques por los que vienen disputando hace años: las franquicias de Star Wars y de Marvel.

ted sarandos netflix y disney

Solo con el conocimiento público del revoltoso anuncio, la valoración en Bolsa de la plataforma norteamericana bajó un 5%, por lo que debían actuar antes de que la situación empeore. Así es como Ted Sarandos, Director de Contenidos de Netflix, declaró en una entrevista con Variety que para el 2018 la empresa invertirá un total de 7000 MILLONES DE DÓLARES en contenidos, la cifra más grande de la historia destinada a este rubro.

Diría que la relación con los estudios y las televisoras siempre ha sido de “eneamigos”. Todos ellos están haciendo su versión de Netflix ya. Solamente tienen que tomar la decisión entre compañías, marcas e inversionistas sobre cómo optimizar sus contenidos. Nosotros comenzamos a hacer producciones originales hace cinco años apostando a que esto sucedería tarde o temprano.

Sin embargo, después de lanzar esas cifras como si no hubiera un mañana, Sarandos no aclaró qué porcentaje sería destinado a las producciones originales, ni cuánto a las adquisiciones tercerizadas de otras compañías. Aunque, como ya sabemos, Netflix no escatima en gastos cuando de hacer series a lo grande se trata (ocupa 4 puestos en nuestra lista de las series más caras de la historia), por lo que, de cualquier forma, sus declaraciones no son menores.

Disney vs Netflix: Star Wars y Marvel

Todavía no sabemos cuál será el destino de estos enormes y taquilleros universos: las serias negociaciones entre estas empresas aún no cierran, y todavía quedan muchas cosas por charlar. Por supuesto, Netflix desea retener las películas de ambos mundos incluso después del 2019, pues estos contenidos son los que poseen mayor número de reproducciones entre sus usuarios.

En cuanto a las series que son obra de la colaboración Marvel/Netflix, como los cuatro integrantes de la recién estrenada The Defenders (que te comentamos ACA) y posteriormente The Punisher, se especula que no se verán afectadas (o al menos por ahora) debido a que pertenecen a un contrato que permanece ajeno a esta dramática ruptura. No obstante, Disney ya había anunciado que iniciaría dos plataformas digitales (una de cine y otra de deportes, vía ESPN), pero que estaban abiertos a la posibilidad de crear otra exclusivamente para los contenidos de Marvel y LucasArts. Dicha medida (poco práctica para probablemente todos) tiene lógica, debido a que en la actual era post Deadpool existen proyectos con héroes no aptos para menores, lo que no coincide con la marca infantil y “pura” de Disney.

Como defendiéndose, rondando la misma época en que la empresa del ratón anunció su futura independencia, Netflix adquirió la línea de cómics Millarworld, para tener bajo su comando a Mark Millar y su marca. Esto implicaría poder desarrollar contenidos de superhéroes diferentes a los de Marvel, algo que se puede interpretar fácilmente como un movimiento prevenido del servicio de streaming para contar con una reserva, en caso de que todo salga para atrás en las negociaciones venideras.

El Imprerio Netflix Contraataca

shonda rhimes a netflix

Viendo que todo se puede venir a pique, Sarandos decidió lanzar un tremendo golpe a Disney, robándoles contratando a Shonda Rhimes (creadora de Grey’s Anatomy, How To Get Away With Murder, Scandal y MUCHO MÁS), quien se encontraba trabajando en ABC (como mencionamos antes, propiedad de Disney), siendo básicamente su pilar fundamental. Shonda es reconocida mundialmente por intentar romper constantemente las barreras de la diversidad con sus proyectos, que alcanzan una considerable magnitud de televidentes.

Si bien todos los proyectos mencionados (más los pactados con ABC que se encuentran al aire y/o en producción) seguirán perteneciendo a la cadena, la gallina de los huevos de oro los abandona y se va con la competencia. Así, Shondaland y Netflix trabajarán para crear proyectos que le permitan a la famosa productora ampliar su público y su identidad creativa. Rhimes cuenta que la razón de tal cambio se debe a que la empresa digital les ofrece a ella y a su equipo “total libertad y posibilidades para lo que deseen hacer”, siempre agradeciendo a ABC por posibilitar el inicio y despegue de su carrera. Nos imaginamos dónde piensa poner esos agradecimientos la cadena de televisión.

Así, el enfrentamiento entre empresas se posiciona en todos los flancos posibles. Enemigos al este, enemigos al oeste.