Reviews

REVIEW: La Casa de Papel Temporada 1 (o Parte 1)

Nota por el14/02/2018
 

Netflix tiene ese qué sé yo, el poder de transformar en un fenómeno lo que pongan online, por más dudoso que sea su nivel. Fuera de lo que cualquier crítico quiera sobreanalizar o defenestrar, los éxitos populares del gigante del streaming son innegables y ahora estamos frente a otro de ellos. La Casa de Papel Temporada 1 llegó para llenar el hueco que antes ocuparon tantas series, donde Stranger Things tal vez sea bandera principal: el suceso del que todos hablan, para mal o para bien.

El plan perfecto

crítica la casa de papel temporada 1Los robos o atracos son ya un género propio dentro del cine. Las series no los habían explotado, más allá de haberlos utilizado al pasar en alguno de sus episodios. El por qué no lo habían hecho tal vez tenga respuesta en algo muy simple: resulta imposible estirar la trama de un robo a una temporada entera. ¿Cómo alargar a 13 horas lo que un film resuelve en dos? La Casa de Papel Temporada 1 se lanzó a la pileta y se propuso hacerlo: el resultado es tan errático como interesante.

El Profesor, o Salva (Álvaro Morte), recluta a un grupo de delincuentes para efectuar el robo más impresionante que se haya realizado jamás. Con un plan diseñado a la perfección, se disponen a asaltar la Fábrica de la Moneda y Timbre: allí se encerrarán durante días e imprimirán sus propios billetes. Todo está milimétricamente pensado, se anticiparán a cada jugada que la policía hará para atraparlos, así como también a cada movimiento de los rehenes, los cuales harán sus propios intentos por sobrevivir. Nada fue dejado al azar y algo juega a su favor: cada uno de los integrantes de esa banda no tienen nada que perder.

La serie tiene también un plan para llevar ese argumento -que debería ser de una película- a una serie televisiva, con todas las diferencias que el formato exige. Y aquí viene un paralelismo entre el plan de esos ladrones y el plan de los guionistas del show: a ambos se les presentarán todo tipo de inconvenientes no previstos, desestabilizando tanto la idea de los criminales como la estructura (y resultado) de la serie.

La Casa de Papel Temporada 1: entretenimiento garantizado

¿Es malo que algo esté destinado a las masas? ¿Lo excesivamente popular debe ser analizado al mismo nivel que aquello de calidad indiscutible pero, seamos sinceros, inaccesible para la mayoría del público? El dilema es eterno y jamás nos pondremos de acuerdo. La Casa de Papel tiene algo a su favor en esa discusión: tiene bien en claro que no es The Americans o Mad Men; su misión es bien definida, entretener, no dar respiro, lograr que no puedas evitar darle play al próximo episodio.

Ese entretener no es algo tan simple como parece, de hecho la mayoría de las series lo intenta sin suerte. Sí, entregar entretenimiento puro es tan complicado como hacer un drama “serio”, de esos que ganan premios y reciben elogios. En la serie española de Atresmedia y Antena 3 (que Netflix distribuye en nuestras tierras), el resultado en ese sentido es perfecto: brindan 13 episodios atrapantes, con un ritmo feroz que hace pasar por alto los innumerables fallos a nivel guion que presenta. Pero el ser honesta a lo que propone, a la trama y a sus personajes, genera una complicidad tal que el espectador sigue capítulo tras capítulo como si nada pasase.

Tampoco propone nada novedoso, pues básicamente toma prestados los elementos de un género que, también hay que decirlo, en el propio cine tiene más desaciertos que aciertos. La mezcla de clichés que ya vimos en esas películas de domingos a la tarde, trasladados a una narración súper extensa, puede significar un dolor de estómago para el espectador más crítico (debo ser moderado, pero sabrán que no era el estómago la parte del cuerpo que quería citar), aunque resulta totalmente satisfactorio para aquel que entre en el juego y se deje llevar por esta trama adictiva, que sabe girar cuando es necesario y desechar líneas cuando están a punto de dejar de ser efectivas.

la casa de papel serie

Así como hay fallos a nivel guion por todos lados, diálogos que dan risa de tan forzados, o actuaciones que ponen los pelos de punta (y no por buenas precisamente), hay un sentido del espectáculo muy claro y poderoso. Tienen una voz en off guiando el relato (la de Úrsula Corberó) que puede resultar hasta insultante, pero también tienen una agilidad envidiable para dar vuelta lo que estás viendo o escuchando al jugar hábilmente con los tiempos narrativos. Y así como hay momentos que se sienten relleno, hay otros que parecen serlo para finalmente acabar resultando aciertos de guion tan bien planificados como el atraco (el Alzheimer de la madre de la inspectora, por ejemplo, algo sin sentido inicialmente pero que termina generando uno de los grandes momentos de la serie en el final de la misma).

La cuestión de la duración es también un escollo. Puede sentirse por momentos que la acción se estanca y que el número de capítulos es excesivo. Y hago aquí un parate necesario: es hasta un error decir La Casa de Papel Temporada 1, puesto que más bien es La Casa de Papel “Parte 1”. La emisión en España fue a modo de miniserie durante 2017, una única temporada de 15 capítulos divididos en dos tandas (a lo Breaking Bad o The Walking Dead, con un parate de meses en medio), emitiendo 9 a principios de año y 6 al final del mismo. Lo que acabamos de ver son esos 9 primeros capítulos, que -como acostumbran en la madre patria – tenían una duración prolongada, rondando los 70 minutos cada uno. Netflix los reeditó dándoles duración acorde a lo usual para nosotros, transformándolos en 13. Restan emitir los 6 episodios de la parte 2, que seguramente mal llamaremos Temporada 2, y pronto sabremos en cuántos capítulos los transforma Netflix al editarlos. ¿Cuándo llega la temporada 2 de La Casa de Papel a Netflix? Se supone durante el mes de abril de 2018.

Conclusión

Plagada de errores que dejaremos pasar, llevando algunas líneas al borde de ser una telenovela y no una serie, utilizando recursos conocidos y hasta mal vistos en el propio género del que los toman prestados, La Casa de Papel logra ser una serie sumamente entretenida, que sale bastante bien parada del difícil desafío de mantener un tono realista en una narración sin demasiado subtexto, apelando lisa y llanamente a tener al espectador atrapado en un puño, haciéndolo desear ver triunfar a los villanos, sin darle tiempo siquiera a pensar en lo dramático o siniestro de la situación… pues esto es puro espectáculo.

FICHA DE LA CRITICA
 
Division
Sinopsis

Un enigmático personaje llamado El Profesor planea algo grande, único: llevar a cabo el mayor atraco de la historia. Para ello recluta una banda de ocho personas iniciando una partida de ajedrez donde atracadores, rehenes y policías deberán estudiar con cuidado cada uno de sus pasos.

Duración

13 episodios

Fecha de Estreno

20 de diciembre de 2017 en Netflix Latinoamérica

Puntaje del Critico
 
Arte
70%

 
Relato
70%

 
Performance
70%

Puntaje Alta Peli
70%

Desliza para votar
Puntaje de Lectores
 
Arte
75%

 
Relato
70%

 
Performance
76%

Puntaje Lectores
28 votos
74%

Ya puntuaste esto