fbpx
Conectate con nosotros

Alta Peli

Recomendando Sense8: entre la genialidad y el ridículo

sense8

Series

Recomendando Sense8: entre la genialidad y el ridículo

Recomendando Sense8: entre la genialidad y el ridículo

Sense8, más conocida como “la serie de The Wachowski Brothers”, no va a gustar a todos. Es más, van a ser mayoría quienes huyan tras ver el piloto; muchos escaparán tras soportar el 2º y 3º, mientras algunos seguirán dándole play instintivamente, casi hipnotizados, sin saber distinguir si lo que tienen frente a sus ojos es una joya incomprendida o una idiotez de presupuesto millonario. Otros, como quien escribe, se dejarán llevar y disfrutarán de una de las experiencias televisivas más gratificantes del año.

sense8 critica sense8

El punto de inicio es un parto metafórico en el cual Daryl Hannah (Kill Bill) “da a luz” 8 seres en diferentes lugares del mundo. No nacen en el sentido literal: los despierta a una especie de conexión extrasensorial con ella y –pronto lo sabremos- entre ellos mismos. Si esto te parece un delirio new age… es apenas el arranque.

Como una persona (¿la única en el mundo?) que banca Meteoro, para la cual The Wachowski Brothers son mucho más que la primera Matrix y hasta disfrutó de la (extensísima) Cloud Atlas, tengo que decir que Sense8 con sus imperfecciones (que tiene muchas) no defrauda.

El show es una de las apuestas más grandes en materia de series de todos los tiempos. Rodar en 9 países usando muy poco chroma y trasladándose todos por el mundo cuesta una fortuna. Tamaña inversión le cae como anillo al dedo a directores acostumbrados a una grandilocuencia que roza la vulgaridad.

El piloto presenta a los 8 protagonistas con sus historias personales y entornos que los definen: un policía en Chicago, una empresaria en Corea, un chofer en Kenia, una transexual en San Francisco, una DJ en Londres, un ladrón en Alemania, un actor en México y una química en Mombai. Cada uno vive su conflictiva vida (MUY CONFLICTIVA) y de repente comenzarán a conectarse sin saberlo unos con otros: Nomi tiene sexo con su novia en USA y Lito en México se excita sin saber por qué, hasta terminar frotándose contra las paredes. Así de ridículo, así de interesante. El largo primer capítulo culmina y realmente no tenés idea qué viste.

sense8 sense8

El ritmo de casi toda la temporada es lento (muy por el contrario de su tráiler que prometía acción), las vidas de esos 8 seres se representan frente a nuestros ojos y se toman todo el tiempo del mundo para hacer avanzar la trama. Si bien a mí me enganchó con esos personajes que de tan estereotipados por momentos parecen caricaturas (podría decirse que esto es un error pero no concuerdo, en breve lo hablamos) se toman 3 episodios completos en desarrollarlos. Y esto es casi imperdonable en una serie: si no pegás rápido perdés a la mayoría del público. The Wachowskis filmarán de diez (porque visualmente todo es brillante) pero de ritmo televisivo pareciese no tienen mucha idea. No por casualidad cuando cambian de director en el cuarto capítulo (se hace cargo Tom Tykwer, mente tras Corre Lola Corre o El Perfume, que dirigirá además el capítulo 11, uno de los mejores) esto adquiere otro color.

Pero les soy sincero: si bien hay una mejora en el capítulo 4, tampoco es que hay un giro que cambia todo y no te despegás de la pantalla. Si no se engancharon en los primeros 3 no van a amarla ahora. Vean otra serie, no pierdan tiempo odiando algo solo para hacer un comentario supuestamente inteligente en twitter, facebook o reunión de amigos.

Sense8, conectar o no conectar

Sense8 es la The Leftovers de 2015: serie odiada y amada por igual, criticada hasta el hartazgo, pero los que conectamos con lo que quisieron contar quedamos atrapados y esperando más capítulos (nuestra mirada a la serie de HBO, acá). The Leftovers hablaba en sus largos silencios de pérdidas y de cómo sobrevivir a ellas: zen, extrema, pecando para muchos de aburrida. Sense8 habla de sensibilidad, de un utópico mundo unido más allá de las lejanías territoriales, preconceptos y costumbres sagradas de cada lugar. Y lo hace usando la ciencia ficción que aparece a cuentagotas. En esas vidas complejas tras mantos de superficialidad, la serie toma los estereotipos que usó en sus personajes para lentamente ir destruyéndolos con el correr de los episodios y desnudándolos (bueno, esto último literalmente) mostrando que aunque seamos completamente diferentes (sea un policía básico con padre alcohólico, una joven a punto de casarse por obligación en India o un actor gay dentro del closet en México) todos somos iguales o deberíamos estar sintiendo lo mismo que siente el otro a miles de kilómetros de distancia.

Hay una trama conspirativa detrás: cuando Hanna inicia la serie, tiene a su lado a dos hombres, uno que parece ser el bueno (Naveen Andrews, Sayid de Lost) y otro malo (Terrence Mann), surgiendo una especie de cacería para con estos 8 sensates. Pero ella siempre queda marginada a un segundo lugar pues lo que importa aquí son las relaciones entre ellos y como muy de a poco irán entendiendo lo que les pasa para sacarle provecho: Capheus, que no puede matar una mosca, se mete en una pelea y Sun, sin moverse de su país, le transpola sus habilidades en las artes marciales convirtiendo al pibe en un feroz contrincante.

sense8 review sense8

Sense8 exige paciencia en la evolución de su relato. Para correr se necesita primero a aprender a caminar. Los protagonistas irán descubriendo casi por instinto ese sentir múltiple, sus conexiones, y la trama va a su ritmo; recién cuándo lo comprenden llega la acción y con ella la historia coge una agilidad maravillosa. Eso es cerca de su final dejando la puerta abierta a que la segunda temporada será completamente distinta. En este punto tenemos que nombrar al 3º realizador: Michael Straczynski, experto en cómics y creador de la serie de culto Babylon 5 que -como aquí- tiene una primera temporada dedicada a sentar las bases de lo que se verá en las próximas (planea unas 5 de Sense8).

Es un show para dejarse llevar por los personajes, tan variados sexual como culturalmente. Por momentos se les va de las manos la moralina, es verdad, como en el comienzo bastante molesto donde Lana Wachowski baja tanta línea sobre su propia experiencia que espanta. Es su serie, si, puede hacer lo que quiera pero atenta contra el resultado final. Después eso queda de lado (por suerte) rompiendo barreras entre esas 8 personas y sus dilemas, sus luchas, sus soledades que irán desapareciendo cuando se den cuenta de que son uno.

El escollo del idioma es, para los muy meticulosos, algo insuperable: todos hablan en inglés salvo contados momentos en que las lenguas originales aparecen para que entendamos como borran las fronteras socioculturales. Los creadores han explicado que usaron un solo lenguaje a manera de que este sea “el idioma de espectador”, es aceptable pero también extraño en un medio como Netflix que no tiene el miedo a confundir propio de la tv tradicional.

Provocadora, con momentos musicales memorables, mezclando géneros (cuando desarrollan la historia mexicana usa clichés de las telenovelas, cuando están en India no tienen miedo de mandarse coreografías típicas de Bollywood), Sense8 traspasa la pantalla si te permitís ser atrapado por este experimento multisensorial que no deja a nadie indiferente.

Ha sido renovada para una 2º temporada.

7 Comentarios

7 Comments

  1. zwatchtowerz

    18/06/2015 en 20:39

    En lo personal me gustó mucho. Aunque me hubiera venido bien un warning por las escenas de sexo y otras escenas que no hacian falta, como en el capitulo 12, en los primeros minutos. Podia vivir sin ver eso.

  2. Wally Lavigne

    30/06/2015 en 13:31

    me vi los primeros 4 capítulos seguidos, es muy buena!

  3. Pablo Drager

    01/07/2015 en 14:32

    a mi me gusto mucho…se confirmo la 2da temporada? Gracias

    • Cristian Phoyu

      01/07/2015 en 18:43

      todavía no han dicho nada de una 2º temporada!

  4. fabián castro #2M2

    21/07/2015 en 23:27

    Me enganchó y mucho, realmente

  5. Leonardo Daniel Ulanosky

    02/10/2015 en 16:27

    Para mi fue un asco. Respeto a las minorías gays, pero no me interesan ver lo que hacen.

  6. Matias Seoane

    22/12/2015 en 17:56

    Yo no termine de enganchar, pero la vi completa.
    Me gustó la idea y algunos capitulos, pero quede con la sensación de que la hicieron por la mitad. Yo no los ví salir de su estereotipo a ninguno y no me sorprendió nunca, algo que en otros casos es irrelevante pero acá me generó rechazo porque se suponía que venía a eso. Pocas actuaciones me llamaron la atención y desde lo visual… no se, también esperaba más. Hay algunos efectos bastante feos (recuerdo indignarme con un arcoiris en uno de los primeros episodios) y el salto entre locaciones complica mucho la continuidad (gente que le cambia el peinado varias veces ida y vuelta, por ej)

Responder a zwatchtowerz Cancelar respuesta

Más en Series

Trending

Arriba